logo

¿Cómo ataca y defiende el Barcelona de cara al Clásico?

Wed 18 December 2019 | 9:09

Repasamos las claves a nivel ofensivo y defensivo del club blaugrana para enfrentarse al Real Madrid.

El Barcelona de Valverde es uno de los equipos más protagonistas de La Liga en faceta ofensiva y ese será uno de sus principales argumentos para afrontar el Clásico de ester miércoles contra el Real Madrid.

Destaca por tener mucha presencia en campo contrario:

El equipo con mayor volúmen de pases y acciones ofensivas en campo contrario en toda la liga, maneja variables de todo tipo. interiores más adelantados que otros cursos (De Jong y Arthur cuando juegan), exteriores practicamente tocando la línea de cal cuando jugaron Dembele y Ansu Fati, aunque con la entrada de Messi, ausente a principios de campaña, esto se condiciona a la libertad del argentino que, por lo visto en sus minutos ligueros, tiene menor necesidad de retrasar su posición interior para generar y sí surge más por fuera para buscar socios a diferentes alturas.

Sin embargo. está teniendo problemas para interiorizar:

Esta temporada el Barcelona es uno de los equipos con más pases hacia atrás, menos amenazante que otras veces y más previsible. evidentemente, la ausencia de Messi condicionó estos registros pero es un modelo que evidencia que, si saca la pelota jugada, da muchos pases pero verticaliza menos. cuando el argentino concentra su presencia en la parte derecha y con libertad, todo permite un giro clave que puede decidir el Clásico.

Otro de los problemas son las pérdidas y aceleración mal entendida:

Sea por la presencia de Griezmann o por la ausencia de Messi en algunos partidos, la realidad es que el ataque del Barcelona está siendo más acelerado que otros años. el francés es el mejor continuador de jugadas por su apoyo constante tanto por dentro como por fuera, pero el número de pérdidas y desorganizaciones ofensivas es mayor que otros cursos. cuando intenta encontrar soluciones, Valverde acaba imponiendo verticalizar y buscar propuestas más directas. todo esto fue un ligero revés al inicio de campaña pero hoy el Barcelona cogió la marcha adecuada.

A nivel defensivo, está teniendo más fragilidad defensiva que otros años. Al ser el equipo con más posesión de toda la liga, sus centrales son los que más porcentaje de toques tienen de todo el campeonato y aunque esto podría minimizar su margen de error, este curso se han aumentado sus errores. el repliegue del equipo, pues Arthur o De Jong son futbolistas de ir a buscar robo y no tanto de guardar posición o actuar de cobertura, con lo que en el momento que el rival logra superar esa línea, se multiplican sus déficits.

Hoy, los interiores son más protagonistas de ataque para ir a buscar y adelantar línea lo que, por el contrario, no sucedía con un perfil más cauteloso como Rakitic junto a un especialista como Busquets, algo que empieza a verse ya en las últimas jornadas con la entrada de ambos juntos o con más minutos. Sin esa cobertura, le estaban creando más ocasiones que nunca y convierten a Ter Stegen en héroe o a la portería del Barcelona, en más batida de lo que acostumbra.


source: SportMob