sportmob

El Barcelona todavía espera ingresar 50 millones en ventas

Tras vender por valor de 100 millones, el club azulgrana está pendiente de ofertas para vender a Malcom, Rafinha
El Barcelona todavía espera ingresar 50 millones en ventas



El Barcelona todavía no ha acabado de vender jugadores. Cuenta en estos momentos con veintidós futbolistas en la nómina del primer equipo y espera incorporar, por lo menos, a uno más, sin olvidar que si existe la más mínima posibilidad de recuperar a Neymar Da Silva, el club irá a por todas. De momento se centra en traer a un lateral izquierdo que pueda presentar competencia a Jordi Alba y quien sabe si hasta aspirar a la titularidad con el paso del tiempo pero busca encontrar destino para Macom Silva  y Rafinha Alcántara y acometer la última, quien sabe si las dos últimas operaciones del verano.

La situación de Rafinha no es nueva. El centrocampista quiere salir desde hace dos años pero entre las lesiones que ha sufrido y que ningún equipo haya resuelto pagar los 30 millones que el Barcelona pedía por él sigue en el Camp Nou. El hijo de Mazinho quiere minutos y a falta de un solo año para concluir su contrato el Barcelona ya no puede subirse a la parra por él. Mientras, el Valencia espera que el fichaje caiga como fruta madura. El club catalán quiere ahora 15 millones pero desde Mestalla plantean una cláusula según la cual el precio pueda verse reducido si el centrocampista recae en sus lesiones. El acuerdo, en todo caso, es cuestión de días.

Más compleja es la situación de Malcom. A pesar de no haber contado prácticamente para Ernesto Valverde mantiene su valoración en 40 millones de euros según Transfermarkt y esa es la cantidad que pretende ingresar el Barcelona por su traspaso, una cifra que permitiría amortizar el desembolso realizado hace un año, cuando el club adelantó por la derecha a la Roma de Monchi. El hoy secretario técnico sevillista ha rechazado la incorporación de Malcom al cuadro andaluz en estos términos. Mientras, el Arsenal ha mostrado por ahora cierto interés pero la prioridad de los londinenses es Wilfried Zaha del Crystal Palace. Ante la falta de ofertas el Barcelona podría llegar a aceptar una cesión remunerada, no obstante.

Valverde quiere una plantilla corta para poder garantizar minutos a todos sus efectivos y espera consumar la salida de los dos últimos futbolistas con los que no cuenta y atar la llegada de un nuevo lateral zurdo mientras queda a la espera de saber si podrá contar con Neymar, una posibilidad remota a día de hoy porque el Barcelona no tiene dinero suficiente para satisfacer al PSG ni lo tendrá vendiendo a Malcom y Rafinha, pendientes de resolver su salida cuanto antes según es la voluntad del club. 

Source: SportMob